Volver Arriba
Cerrar

ANII | Agencia Nacional de Investigación e Innovación

-NOTICIAS-

Volver

FLOKZU PISA FUERTE EN BRASIL

02.09.2022

La empresa de software Flokzu estuvo en el centro de innovación Cubo Network donde generó una gran red de contactos locales y recomendaciones para comenzar con su expansión en el mercado brasilero. Esta empresa recibió en 2016 apoyo de ANII para potenciar su crecimiento.

Flokzu es una solución en la nube para gestionar y automatizar procesos de negocios y flujos de trabajo. En 2016, la empresa recibió apoyo de ANII mediante el Fondo Orestes Fiandra, y accedió USD 110.000 bajo la modalidad de crédito, destinados para su crecimiento y expansión.

El Fondo es un apoyo de ANII para que empresas de mediano porte y con perfil innovador puedan expandirse a nuevos mercados en búsqueda de oportunidades de negocio.

Este tipo de financiación les permite a las empresas acelerar su proceso de crecimiento y de esta manera estar mejor preparados para luego “levantar” inversión.

Micaela Suárez (Chief Revenue Officer) y Juan Moreno (Founder / Chief Strategist) comparten aprendizajes y logros de la empresa, la reciente experiencia en Brasil y los próximos pasos.

¿Qué diferencia a Flokzu de otros software de gestión de procesos de negocios?

Flokzu se enmarca en una nueva y muy pujante tendencia mundial de software denominada NoCode. Esto implica que, cualquier usuario de negocios (sin conocimientos de Ingeniería en Informática o pertenecer a un equipo de tecnologías de la información), puede crear sus propios procesos, y lo más importante, modificarlos y evolucionarlos de forma autónoma. Mientras que las herramientas tradicionales de gestión de procesos de negocios requieren configuraciones o instalaciones complejas, y conocimientos de programación e infraestructura para automatizar un proceso, Flokzu permite hacerlo en sólo minutos, de una forma muy amigable con el usuario. Esto nos permite tener más de 500 clientes pagos en 6 continentes, algo impensable si la tecnología no diera autonomía total a nuestros clientes, requiriera soporte continuo, o largos entrenamientos. Este es el principal diferencial de Flokzu y motivo por el que los clientes nos eligen.

El producto de software propiamente dicho es la pieza fundamental, por supuesto. Pero no es el único engranaje indispensable. También tenemos un conjunto completo de instrumentos de capacitación y apoyo gratuitos para todos nuestros clientes.

La agilidad es muy importante para poder instrumentar mejoras en los procesos y mostrar resultados concretos rápidamente. Pero la independencia de programadores y del departamento de TI es tanto o más aún, dado que la escasez mundial de talento de IT es un freno para cualquier iniciativa de mejora de procesos que requiera se involucre personal informático.

Una anécdota bien ilustrativa al respecto: tenemos un banco en Centroamérica, que es un gran cliente de Flokzu, tiene un equipo interno de personas automatizando procesos y digitalizando toda la operación del banco. Pero ellos ya tenían una herramienta de BPM de clase mundial. Así que un día le preguntamos porqué habían suscrito a Flokzu, siendo que ya tenían una herramienta muy potente. La respuesta fue simple. La herramienta que tenemos es muy potente, y la dejaremos para los procesos en que se usa. Pero para todo lo nuevo, precisamos mucha más agilidad, y en esos procesos usaremos Flokzu. Convivirán por varios años.

¿Cómo ha impactado en su estrategia y negocio el apoyo recibido por ANII?

ANII nos apoyó en las primeras etapas de Flokzu, mediante el Fondo Orestes Fiandra. Esta ayuda fue absolutamente clave, dado que en esa época eran muy pocos los que confiaban en Flokzu. De hecho, tuvimos muchísimas reuniones de levantamiento de capital inicial, todas infructuosas. Finalmente, el Fondo Ideas, y la ANII fueron los únicos que confiaron y nos apoyaron. Ese capital inicial fue clave para superar las primeras etapas en que teníamos enormes costos para producir un producto de software de clase mundial, pero casi cero ingresos. Éramos una máquina de quemar dinero todos los meses. Esta presión en otros países es menor, dado que es más fácil acceder a capital de riesgo. Para nosotros fue una época de muchísimo estrés e incertidumbre. El formato del Fondo Orestes Fiandra fue ideal en ese momento. Y cuando la empresa comenzó a despegar y ser rentable, tuvimos el enorme gusto de devolver la totalidad del dinero recibido a la ANII. Si mal no recuerdo, fuimos la primera empresa del Uruguay en devolver la totalidad del dinero recibido por el fondo.

Desde el punto de vista estratégico, en la mayoría de los casos, las startups innovadoras de producto, deben pasar cierto tiempo "encontrando su lugar en el mundo". Esto es, a qué nicho de clientes venderles, con qué mensaje, con qué planes, a qué precio, etc. Esto no es fácil, y muchas empresas jóvenes mueren en el intento, o en la necesidad de conseguir fondos, se desvían al punto que no pueden volver nunca a su producto. Tener claro el norte estratégico, a dónde llevar el producto es clave, para tomar las decisiones que te acerquen a ese norte, y no las que te alejen. Esto es mucho más fácil de decir que de hacer, sobre todo cuando no se tienen ingresos. En ese sentido, el Fondo Orestes Fiandra nos permitió focalizarnos en encontrar nuestro lugar en el mundo, cumpliendo con las metas y objetivos intermedios, que fueron como balizas para no desviarnos del norte perseguido. Y por supuesto, la experiencia de levantar capital, rendir cuentas, y finalmente devolverlo, es un ejercicio de gran crecimiento para la empresa y quienes la lideramos.

¿Qué implica tener el sello CUBO?


Cubo es un Hub de negocios, el centro de innovación apalancado por Itaú en San Pablo y uno de los núcleos de emprendedores más relevantes de la región.

Ser parte de la comunidad Cubo da la posibilidad de generar conexiones valiosas con otras startups, fondos de inversión, facilitar negocios y apoyo en la internacionalización, apertura y crecimiento en el mercado.

Ser una empresa con sello cubo es una gran carta de presentación.

Como ejemplo concreto, puedo compartir que unos días después de participar en Cubo, surgió una oportunidad con una importante empresa de Brasil que llegó por otro canal diferente a Cubo. Esa empresa no nos conocía, y naturalmente, ser una SaaS no brasilera, sino uruguaya, le generaba cierta inseguridad. El sólo hecho de mencionar que éramos una empresa Cubo, destrabó la negociación con esa gran empresa.

El sello Cubo, funciona similar a las notas de prensa, o a los rankings internacionales que sitúan a Flokzu en el top 5 mundial en nuestro nicho: son validadores. Sirven muchísimo para generar confianza en personas que aún no conocen la marca. Y esto es clave para avanzar en grandes mercados.

¿Qué aprendizaje se llevan de su pasaje por el centro de emprendedurismo Cubo Network?

Estar una semana en el centro de innovación de Cubo nos permitió conocer de primera mano cómo hacer negocios en Brasil, mantener reuniones con startup locales y extranjeras que tuvieron buenas experiencias abriendo en el mercado brasileño, conectar con fondos de inversión y generar reuniones con potenciales clientes y partners.

Nos llevamos una gran red de contactos locales y recomendaciones en cómo abordar un plan de expansión en un mercado tan grande como el brasilero, que tiene características propias por ejemplo: idioma, un gran tamaño que hace que las reglas cambien estado a estado, etc.

Desde Uruguay o países chicos normalmente se ve a Brasil con cierto recelo o con un preconcepto de que es difícil hacer negocios allí.

Luego de la visita, logramos ver que no son tales las barreras de ingreso y que si podemos conectar teniendo las conexiones que generamos gracias a Cubo.




Enterate primero de todos los llamados. Suscribite a nuestro boletín de noticias

ANIITwitter feed